Tratamiento de la obesidad y orlistat

Tratamiento de la obesidad y orlistat

15450
0
Compartir

Antes de empezar cualquier tratamiento contra la obesidad es imprescindible tomar la decisión firme de querer adelgazar, y tener en cuenta, que un intento fallido no es sinónimo de fracaso, sino más bien todo lo contrario, un aprendizaje que nos acerca más a la meta.

Una vez dicho esto, pasaremos a ver qué posibilidades tenemos para bajar de peso y cómo debemos llevarlas a cabo.

Medidas no farmacológicas:

Lo primero que debemos hacer es implementar una dieta hipocalórica (entre 600-1000 kcal al día menos que las necesidades diarias), sana y equilibrada.

Esta dieta es recomendable acompañarla de ejercicio físico moderado ya que nos ayuda a quemar las Kcal consumidas y a acabar con el estrés que pueda generar la dieta.

Así mismo, durante el tratamiento debes contar con el apoyo de tus seres queridos (familiares, amigos…) y cuando sea necesario de algún especialista.

¿Qué fármacos existen en el tratamiento de la obesidad?

Actualmente existen posibilidades como metformina, fluoxetina (usado especialmente en bulimia) y orlistat (presente en medicamentos como Xenical que necesita receta médica y Alli que es publicitario y por lo tanto no necesita receta).

Éste último se caracteriza por ser el primero y único fármaco indicado para la pérdida de peso en adultos con sobrepeso.

¿Cómo actúa el orlistat?

Inhibe las lipasas digestivas, necesarias para romper las grasas que ingerimos y permitir su absorción, generando una reducción del 30 % de las grasas absorbidas.

Posología:

La pauta de administración del fármaco depende del medicamento en concreto que tomemos, pero en general suele ser 1 cápsula (60 mg) al desayuno, comida y cena.  

Si se pierde una comida o si la comida no contiene grasa debe saltarse esa toma porque orlistat sólo funciona en presencia de grasa.

Reacciones adversas:

Las reacciones adversas más comunes son digestivas y se deben a una menor absorción de las grasas. Entre ellas se encuentran: flatulencia, esteatorrea (grasa en heces), carencia de vitaminas liposolubles.

Fuentes:

No olvides seguirnos en las redes sociales, darle a me gusta y compartirlo con tus amigos 🙂

Ahora también tenemos canal de YouTube, así que no olvides SUSCRIBIRTE, es gratis y me ayudarías mucho!!